Noticias

OREJA Y GRAN TARDE DE GINÉS MARÍN EN ALBACETE

11/09/2019

Fuente: Mundotoro

Ginés Marín corta la única oreja tras demostrar actitud y solvencia

Que Ginés Marín posee una gran forma de interpretar el toreo es ya de sobra conocido y visto. Las faenas en Madrid, BilbaoValencia o Pamplona a lo largo de su corta carrera así lo muestran. Sin embargo, poco se canta su gran valor, tanto para torear despacio y reunido, como para conseguir sacar muletazos a toros de embestidas complicadas. Así resultó la tarde de Albacete, pues el diestro extremeño entendió lo que el segundo toro pedía y expuso con el quinto, pasándose los pitones a la altura del pecho. Además, estuvo acertado con la espada. Completaban el cartel Román, que sorteó el mejor lote de una corrida de Alcurrucén que contó con alguno toro con opciones, y David de Miranda, que pechó con el lote más deslucido.

Ginés Marín recibió al segundo, un toro hondo y fuerte de hechuras pero más agradable de cara, con verónicas a pies juntos, rematadas de una buena media verónica. El de Alcurrucén fue exigente en la muleta, pues tuvo mucho disparo, aunque luego salió desentendido de cada muletazo. Firme, seguro y despejado de mente estuvo Ginés Marín, que supo perder pasos para luego ganar terreno y provocar la embestida, a la vez que dejar la muleta puesta a la altura que el toro requería. Remató la faena por bernardinas y dejó una estocada en buen sitio. Oreja.

El quinto, largo y muy serio, fue un astado complicado, que comenzó la faena protestando y a lo largo del trasteo desarrolló la condición de venirse por dentro. Decidida y valiente actuación de Ginés Marín que consiguió ‘robar’ muletazos muy meritorios, pasando los pitones por la altura del pecho. En un natural a pies junto, el toro prendió por la altura del pecho y destrozó el chaleco. Dejó una estocada contraria.

Fotografías